miércoles, 28 de noviembre de 2018

Año de lluvias… año de trufas


+ TURIA | Los truficultores de las comarcas truferas señalan que las lluvias abundantes durante todo el año apuntan a una producción histórica
Los truficultores de la localidad turolense de Sarrión acaban de iniciar una cosecha de trufa negra que se prevé histórica gracias a la abundante humedad acumulada por la tierra durante todo el proceso de crecimiento del hongo, que arranca en la primavera.

El truficultor y presidente de la comunidad de regantes de Sarrión, Manuel Doñate, explica al diario Heraldo, que la buena campaña alcanzará también a las plantaciones sin riego porque este año «ha llovido a la carta».Doñate añade que desde hace medio siglo no se registraba un régimen de lluvias tan óptimo como en 2018. El único inconveniente es que, debido a la reiteración de los temporales, muchos productores no han podido acometer la recogida porque los campos están embarrados.
La recolección arrancó, simbólicamente, el pasado 15 de noviembre -la fecha de inicio que establecía la DGA cuando la producción era silvestre, aunque ahora el principio de la cosecha solo depende de la maduración del hongo- y se prolongará hasta el próximo mes de marzo. Desde la empresa Manjares de la Tierra de Sarrión, productora y transformadora de trufa negra, prevén un volumen de cosecha «excepcional». La responsable de ventas de esta compañía, Estefanía Doñate,señala que «este año ha llovido muchísimo» y «todo apunta» a un resultado muy positivo. Además, precisa que «el agua ha llegado repartida y con precipitaciones abundantes sin hacer daño al terreno».
Etefanía Doñate añade que la lluvia ha acudido a su cita durante «todo el proceso» de crecimiento, lo que asegura el buen resultado final incluso en las plantaciones de secano. La directiva de Manjares de la Tierra puntualiza que la trufa silvestre representa solo el 10% de la producción española. Las plantaciones se extienden por 10.000 hectáreas en todo el Estado, de las cuales 6.000 se concentran en la comarca de Gúdar-Javalambre. Previsiblemente, la abundante producción tirará a la baja de las cotizaciones del hongo. La empresaria aclara, no obstante, que este producto está al alcance de cualquier bolsillo porque la cantidad requerida para sazonar un plato es muy pequeña. Cinco gramos bastan para condimentar un guiso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario