domingo, 14 de enero de 2018

Medio Ambiente aprueba el nuevo trazado perimetral de la base aérea de Benagéber

+ TURIA | El nuevo informe evita la tala de árboles adultos en el trazado sur de la pista de aterrizaje
La Conselleria de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural ha aprobado la resolución complementaria a la declaración de impacto ambiental del proyecto de vallado y ejecución de caminos perimetrales de pista de aterrizaje de base aérea de extinción de incendios y otras emergencias ubicada en el Alto de la Muela en el término municipal de Benagéber.

Se trata de una resolución complementaria tras la aprobación del primer expediente en noviembre de 2016 que dejó pendiente de estudio el camino perimetral de la zona sur del recinto.
Este camino tiene 1070 m de longitud con las siguientes características: 5 m de anchura hasta la entrada principal (210 m) y 3,5 m de anchura hasta el final del camino (860 m). Inicialmente estaba previsto ejecutarlo en trinchera con taludes de 5 m de altura, resultante del requisito de pendiente máxima de un 15 % en un tramo de unos 120 m en el inicio del camino.
En el análisis ambiental de la resolución se indicaba que la actuación con mayor incidencia ambiental era la relativa a la ejecución del camino perimetral sur, en el tramo cuya ejecución se efectúa en trinchera, para salvar la elevada pendiente existente. Asimismo se indicaba que el estudio de alternativas no era adecuado a escala de proyecto y que no cumplía la legalidad, y que por ello “se debería estudiar una alternativa que se adecue en mayor medida a la topografía existente, minimizando la altura de los taludes generados y adoptando soluciones para la recuperación del paisaje”
Se consideraba que existían alternativas al camino que se adecuaban mejor a la topografía existente, ciñéndose al máximo posible a la curva de nivel y alargando la longitud del camino, siempre dentro del monte de utilidad pública, de forma que se disminuyera considerablemente la pendiente y por tanto el movimiento de tierras, la generación de residuos y el efecto paisajístico.
En este sentido la nueva traza evita al máximo el movimiento de tierras y la apertura de taludes. Por otra parte, se evita la tala de árboles adultos, afectando solamente a pies que forman parte del estrato sumergido, con diámetros inferiores a 12 cm.
Se ha tenido en cuenta la presencia de pies aislados de encina (Quercus ilex), a la hora de establecer el trazado, evitando su eliminación. De esta forma, se contribuye a mejorar la integración de la actuación en su entorno, además de reducir el impacto paisajístico. Respecto de las afecciones al estrato arbustivo, los trabajos de replanteo de las actuaciones sobre el terreno, permiten constatar que las afecciones son mínimas, afectando, básicamente, a especies muy comunes tales como el romero (Romarinus officinalis), la coscoja (Quercus coccifera) y el aladierno (Rhamnus alaternus), entre otras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario