martes, 12 de diciembre de 2017

Medio Ambiente aprueba los trabajos finales de restauración de las minas de caolín de Ademuz y La Puebla de San Miguel

+ TURIA | El Ministerio ha prorrogado la actividad en la mina de Riodeva, en la provincia de Teruel
El Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente ha dado luz verde a la declaración de impacto ambiental del proyecto  minero del Grupo Minero Esperanza, promovido por Sibelco Minerales, S.A. y que tiene cuatro explotaciones a cielo abierto entre las provincias de Teruel y Valencia.

El proyecto responde a la solicitud del promotor para continuar la explotación de arena caolinítica (silícea), arena feldespática y arcillas rojas, en las concesiones mineras Victoria y Esperanza, (pertenecientes al Grupo Minero Esperanza), en las que se desarrolla una explotación a cielo abierto desde los años cincuenta del siglo pasado.
La zona de actuación del proyecto, prevista para la prórroga solicitada, se sitúa en el término municipal de Riodeva (Teruel), a 1,4 km al oeste de su núcleo urbano. Ocupa una extensión de unas 171 hectáreas, dentro de un territorio de colinas que se sitúan en la margen izquierda del río Riodeva de la concesión de explotación Victoria n.º 5268 y Esperanza n.º 5269 (Teruel y Valencia).
La prórroga proyectada mantendría la operación a cielo abierto, con minería de transferencia, rellenando huecos previos y los del desarrollo de la nueva excavación, con los estériles de mina.
Restauración medioambiental en el Rincón de Ademuz
Dentro de este marco minero, se incluyen las concesiones mineras demarcadas en la provincia de Valencia, concretamente en los términos municipales de Ademuz y La Puebla de San Miguel. Las labores de extracción en estas concesiones finalizaron en 2012, y desde entonces ya solo se han continuado las labores de restauración iniciadas años atrás en los frentes de mina agotados.
Se ha recuperado el uso forestal de los terrenos existentes con anterioridad y se ha construido un itinerario naturalístico-geológico dentro del Paraje Natural La Puebla de San Miguel para la observación de las zonas endorreicas que la explotación ha generado, así como los accidentes geomorfológicos y geológicos existentes.
Este proyecto abordará las labores de restauración en tres zonas de extracción agotadas que ocupan una superficie conjunta de 13 hectáreas y cuyas características se indicarán a continuación, al hablar del plan de restauración.
Con respecto a las labores de restauración en esta sección, gran parte de la superficie afectada ya se encuentra restaurada, y el resto, se está restaurando paulatinamente. Queda por restaurar tres zonas que ocupan una superficie conjunta de unas 13 hectáreas
En estas tres zonas se va a realizar una restauración donde se pongan en práctica diferentes técnicas de restauración ecológica para una mayor integración paisajística de los terrenos recuperados
Esta restauración se realizará en una plazo de dos años, transcurridos los cuales tan solo quedará una superficie de unas 4,5 hectáreas junto a la planta de tratamiento, la cual será recuperada a la finalización de la actividad junto con los trabajos de demolición de las instalaciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario