martes, 21 de abril de 2020

La vida se abre camino en el parque faunístico La Maleza de Tramacastilla

+ TURIA | Ajenos al confinamiento, ja nacido un muflón, dos cabras parirán en los próximos días y los lobos mejoran su adaptación ante la falta de visitantes
La vida en el parque faunístico La Maleza, en Tramacastilla, se abre paso ajena al confinamiento por el Covid-19 decretado el pasado 15 de marzo.

Tal como informa el diario Heraldo, las instalaciones, que albergan en régimen de semilibertad a 40 animales de especies autóctonas de la Sierra de Albarracín, tuvieron que cerrar sus puertas apenas dos semanas después de su inauguración, pero en su interior todo sigue su curso.
En los últimos días ha nacido una muflona –de la familia de los bóvidos–, hay dos cabras monteses que están a punto de parir y los tres lobos, con problemas de adaptación tras haber sido traídos desde la Sierra de Madrid, han ganado confianza y salen de sus madrigueras con frecuencia aprovechando que no hay visitantes.
Así lo explica uno de los dos biólogos responsables de la gestión del parque, Ricardo Almazán, quien añade que la falta de público ha hecho también que una pareja de alimoches o buitres se haya convertido en asidua de esta reserva de animales autóctonos de la Sierra de Albarracín.
La otra cara de la moneda son las graves pérdidas económicas que tiene que afrontar este centro de conservación de animales a los pocos días de haber abierto sus puertas como proyecto locomotora de la zona de Albarracín. Poner en marcha el parque costó 1,5 millones de euros con cargo al Fite, a la Comunidad de Albarracín y a subvenciones de distintas administraciones, como la Diputación Provincial de Teruel o la Unión Europea. | LEER NOTICIA COMPLETA

No hay comentarios:

Publicar un comentario