viernes, 26 de octubre de 2018

Llíria presenta los resultados del proyecto SimBioTIC


+ TURIA | El municipio podría obtener un ahorro energético de 110.000€ anuales con la utilización de la biomasa
El proyecto SimBioTIC presentó ayer los resultados de su estudio, a la vez que expuso soluciones para combatir los problemas de ordenación forestal, el cambio climático y las bioenergías, desde el punto de vista de la economía circular. 

Fue en un acto celebrado en Ca la Vila presidido por el alcalde de Llíria, Manolo Civera, en el que intervinieron los miembros del grupo Tics contra el Cambio Climático (ICTvsCC) del Instituto Itaca de la Universitat Politècnica de València, los encargados de realizar el estudio.
Según el primer edil, “es necesario un cambio de mentalidad. Tenemos que caminar hacia una Llíria sostenible, conectada e inteligente. Por eso, hemos asumido el compromiso de sustituir el proceso de producir, usar y echar por el de producir, usar, reutilizar y reciclar. Para conseguirlo, necesitamos que la ciudadanía conozca y entienda la importancia del proyecto SimBioTIC. Es un reto ilusionante y necesario, que tenemos que asumir por el bien del futuro de nuestro planeta” ha sentenciado Civera.
Los resultados del proyecto SimBioTIC, que recibió el premio AEE–Spain Chapter, estiman que la capital del Camp de Túria podría conseguir un ahorro energético de 110.000€ anuales y una reducción de 354 Tm de emisiones CO2. Esto se podría conseguir mediante las labores de mantenimiento de prevención de incendios forestales que, además de proporcionar 2563 Tm de biomasa aprovechable, fomentaría la creación de ocupación verde. Esta biomasa serviría para cubrir las necesidades energéticas de los edificios municipales de Llíria, mediante una red de distrito térmica que conectaría los edificios públicos a una central. La infraestructura necesaria requiere una inversión de 958.525 €, que se podría rentabilizar en 12,24 años.
En adición, se expusieron diferentes alternativas para reducir la factura energética del municipio, como la adecuación de la potencia contratada, la energía reactiva o la adquisición de energía directamente del mercado mayorista. Esta última acción hubiera permitido reducir la facturación actual un 23.92% en 2016 y un 15.15% el 2017.
Por otro lado, el estudio SimBioTIC ha realizado su estudio paralelamente al Pacto de las Alcaldías por el Clima y la Energía, que supone un compromiso para reducir en un 40% las emisiones de CO2 hasta el año 2030. En este sentido, el plan propone 36 acciones de mitigación, con un impacto económico de 3.000.000€ aproximadamente.
 “Som Simbiòtic!”: un libro blanco con finalidad divulgativa
El proyecto presentó también “Somo Simbiòtic!”, un libro blanco divulgativo, coordinado por el artista Rodolfo Navarro, que recopila y explica las acciones que se tienen que llevar a cabo, con el objetivo de concienciar sobre la problemática abordada por el proyecto SimBioTIC.
Según el alcalde, “esta publicación es un grito de modernidad y sostenibilidad tremendamente necesario, que cuenta con una serie de personajes animados que harán posible que grandes y pequeños aprendan, disfruten, apliquen y compartan los principios de esta transición energética y tomen conciencia de los peligros del cambio climático”. Estos superhéroes ecológicos son la imagen del programa educacional que comprende todas las etapas educativas, desde Infantil hasta el Bachillerato.

No hay comentarios:

Publicar un comentario