ayora

Desarrollan un nuevo insecticida de residuo cero contra la plaga del cotonet

 

Un grupo de investigadores de la Universitat Politécnica de València (UPV) trabaja en el desarrollo de un nuevo producto fitosanitario de residuo cero –sin restos de plaguicidas en los frutos- para el control de diversas especies de plagas de pseudococcidos, comúnmente denominados 'cotonet', en los cultivos de cítricos y caquis.

El nuevo producto fitosanitario microencapsulado actuará sobre las poblaciones de hormigas, ya que éstas actúan como protectoras del 'cotonet' frente a sus depredadores naturales, según la UPV.

En el proyecto, denominado NECOTDIM, participan investigadores del Centro Valenciano de Estudios de Riego (CVER) y del Instituto Universitario de Conservación y Mejora de la Agrodiversidad Valenciana (COMAV), está coordinado por Inesfly Corporation y financiado por la Agencia Valenciana de la Innovación de la Generalitat Valenciana, y en él trabajan también el IVIA, la cooperativa Coarval y el grupo cooperativo Intercoop.

El 'cotonet' es una de las plagas principales que afectan a los campos de cítricos y caqui de la Comunitat Valenciana y genera unas pérdidas de unos 120 millones de euros, que se estima puede suponer un 60 por ciento más en la próxima campaña, según advierte la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-Asaja).

Además, los pseudocóccidos pueden llegar a dañar el 80 % de la producción, lo que loS convierteN en una de las grandes amenazas para la agricultura valenciana, que solo en esta campaña ha generado perdidas de entre 70.000 y 80.000 toneladas de caquis, añade AVA-Asaja.

"El control biológico es bastante complejo y la reducción del uso de materias activas que pueden utilizarse está generando problemas a los agricultores", señala el investigador del Centro Valenciano de Estudios sobre el Riego de la UPV, Héctor Moreno.

Bajo esta premisa nace NECOTDIM, que plantea una solución a esta problemática basándose en el desarrollo de un producto de residuo cero de acuerdo a las líneas de trabajo de los ODS 2030 para el medio ambiente, explica Moreno.

El equipo de investigadores de la UPV, a lo largo de los próximos dos años y medio, trabajará en el desarrollo de este insecticida, su evaluación en condiciones controladas de laboratorio, determinando la afección de este sobre suelos y lixiviados; y finalmente, analizará el efecto del producto en condiciones naturales de campo, determinando el comportamiento medioambiental y la eficacia de su aplicación.

Este estudio se enmarca en el cumplimiento del ODS 15: Vida de los ecosistemas terrestres, que pretende procurar de aquí a 2030 un mundo con efecto neutro en la degradación del suelo.

La UPV trabajará así en la consecución de un producto contra el 'cotonet' de residuo cero en frutos, suelos y aguas, "evitando así la contaminación de estos recursos en las zonas de cultivo", destaca Moreno / EFE

--

Comentarios


EN TITULARES