martes, 22 de septiembre de 2020

“El cierre del ocio nocturno no puede llevarse a cabo en los mismos términos en un municipio de apenas 100 habitantes que en las ciudades”

 + TURIA | El alcalde de Fuenterrobles insta a Sanidad a adaptar las normativas restrictivas a los diferentes escenarios demográficos que presenta el territorio

El alcalde de Fuenterrobles, Adrián Álvarez, ha remitido sendas cartas a la Consellera de Sanitat, Ana Barceló, y al president de la Generalitat, Ximo Puig, instándoles a reconsiderar la postura respecto al cierre del ocio nocturno en los pueblos más pequeños del territorio valenciano, donde estos establecimientos forman parte de los servicios básicos, y casi únicos, de que disponen sus vecinos.

Tal como detalla la Revista Local de Requena, en el caso de Fuenterrobles, el municipio dispone de un solo pub que con la prórroga de las restricciones se está viendo abocado al cierre definitivo, con el perjuicio causado de manera directa a la familia que los gestiona y al propio pueblo. “Es un atropello pensar que el cierre del ocio nocturno en una ciudad ha de llevarse a cabo en los mismos términos que en un municipio de apenas 100 habitantes”, detalla Álvarez en su misiva.

CARTA REMITIDA POR EL ALCALDE DE FUENTERROBLES

Honorable Sra. Dña Ana Barceló Chico:

Me dirijo a usted como alcalde del municipio de Fuenterrobles,  en la provincia de Valencia. En primer lugar, me gustaría transmitirle mis respetos y agradecimientos por la labor y el trabajo que su Conselleria ha llevado a cabo durante esta crisis sanitaria. En segundo lugar, y respecto al motivo que me ha llevado a dirigirme  a usted me gustaría hacerle conocedora de la terrible situación injusta y de desigualdad que se viene generando desde la entrada en vigor de la ORDEN mediante la cual, se prorroga entre otras medidas el cierre del ocio nocturno.

Señora Consellera, Fuenterrobles es un municipio de apenas 700 habitantes en el que existe un único “Pub” que en la práctica funciona como cualquier otro comercio de hostelería del pueblo. Desde que se decidió prorrogar las medidas de cierre del ocio nocturno, la preocupación y miedo por su futuro y su economía de la única familia que se ha visto obligada a cerrar su negocio, ha ido en aumento, incluso llegando al punto de tener que plantearse el cierre definitivo del local y la pérdida por ende de su medio actual de vida.

No consigo dejar de pensar en el lema de la crisis de esta pandemia: “no dejar a nadie atrás”, permítame Señora Consellera sugerirle que estamos a punto de tirar por los suelos ese lema, detrás de la persiana cerrada de ese negocio hay esperanza e ilusión, ganas por emprender y tirar para adelante un proyecto que desgraciadamente se están viendo mermadas por la incapacidad, una vez más, de los legisladores de apreciar y tener en cuenta la realidad del mundo rural.

Es un atropello pensar que el cierre del ocio nocturno en una ciudad ha de llevarse a cabo en los mismos términos que en un municipio de apenas 100 habitantes. Estoy seguro, y no pongo en duda que el objetivo último de estas medidas es la protección de la población en general, pero tengo el profundo convencimiento de que los encargados de tomar ese tipo de decisiones han de tener la capacidad y la sensibilidad de adaptarlos a las particularidades y singularidades de cada territorio.

Permítame, por último que desde esta alcaldía y desde este consistorio se proponga la transformación de esta medida, en algo, que bajo nuestro humilde punto de vista, se adapta mucho mejor a la realidad del territorio rural de la Comunidad Valenciana y al de nuestro municipio. Consideramos que para mantener, por un lado, la precaución en estos locales de ocio nocturno y por otro, la posibilidad de que los propietarios de estos locales puedan volver a tener “algo” de ingresos, bastaría con establecer la  01:00 am como hora de cierre para todos los locales de hostelería del municipio, así como pedir la colaboración de las fuerzas y cuerpos de seguridad del estado para corroborar que este horario se cumple.

Estamos convencidos de que esta medida sería útil para frenar el aumento de contagios que motivó tomar la decisión de cerrar el ocio nocturno y por otro lado, cumpliríamos con el fin último de todos los que nos ha tocado de un modo u otro gestionar esta crisis: no dejar a nadie atrás.

Sin más, me despedido de usted deseando encarecidamente que se tenga en cuenta nuestra propuesta y que no perdamos el tiempo a la hora de llevarla a cabo, gracias de ante mano por su comprensión y su trabajo.

.-

No hay comentarios:

Publicar un comentario