sábado, 4 de abril de 2020

La Generalitat inicia el montaje de los tres hospitales de campaña para atender a pacientes afectados por COVID-19


+ TURIA | Más de 450 personas están trabajando en el diseño, fabricación y montaje de los 752 módulos con capacidad para hasta 1.100 camas extras en toda la Comunitat
Los tres hospitales de campaña que la Conselleria de Justicia e Interior, a través de la Agencia Valenciana de Seguridad y Respuesta a las Emergencias, está construyendo en terrenos contiguos a los hospitales de referencia de València, Alicante y Castelló han comenzado la primera fase de montaje.

Según ha explicado la consellera de Justicia e Interior, Gabriela Bravo, tras una reunión por videoconferencia en la que han participado representantes de la Conselleria de Sanidad, así como de la empresa encargada de llevar a cabo la instalación de los hospitales, 450 operarios y operarias trabajan para tener listos los 752 módulos en las tres provincias.
En Castelló y València, los trabajos para la instalación de los módulos avanzan a buen ritmo después de que este jueves comenzaran a levantarse las primeras estructuras.
En Castelló, el hospital de campaña estará compuesto por 180 módulos, mientras en la capital del Turia se dispondrán 317 módulos que podrán albergar hasta 500 camas extra. En Alicante, este viernes se va a trabajar toda la jornada para señalizar la ubicación de las estructuras modulares y marcar los anclajes, una vez que el hormigón ya ha fraguado, y será este sábado cuando se vean las primeras estructuras de los 255 módulos que componen el hospital de campaña de la provincia.
La elección de este tipo de instalaciones (módulos de 6 por 3 metros) responde a la versatilidad de estas infraestructuras, ya que pueden adaptarse a las necesidades de espacio y a la atención de pacientes que requiere el tratamiento de coronavirus.
Desde el punto de vista asistencial, estas instalaciones permiten mantener unas determinadas condiciones, como puede ser el aislamiento individual, y mantener la amplitud necesaria para evitar la sensación de encerramiento.
También hacen posible aplicar tratamientos particularizados a pacientes con sintomatología respiratoria, distintos a los que se ofrece a pacientes con patología general.
Medidas de seguridad y prevención
Además, Bravo ha señalado algunos detalles sobre la seguridad y que hacen este tipo de instalaciones "altamente recomendables" para pacientes afectados por COVID-19. Así, por ejemplo, "las estructuras metálicas que conforman la estructura de los módulos son de aluminio, en lugar de hierro o acero, ya que sobre este material la vida del virus es mucho menor (desaparece a las dos horas) y, además, los suelos son de plástico, se pueden plegar y son fácilmente desinfectables", ha explicado.
Estos centros semi-permanentes dispondrán también de baños, duchas e inodoros portátiles que contarán con agua caliente para favorecer la profilaxis. Se contratará, además, un servicio diario de limpieza y de descontaminación a empresas locales para contribuir a mantener vivo el tejido empresarial de la Comunitat Valenciana.
La titular de Justicia e Interior ha señalado que la Generalitat ha optado por este tipo de infraestructura semi-permanente que "obedece a criterios de efectividad y optimización de recursos humanos y materiales. Estos hospitales quedan integrados en los tres hospitales principales, es como desplegar un ala más del centro de referencia y, por tanto, la organización del personal y de los medios materiales se realiza desde la dirección del hospital principal." .
Primeras camas la próxima semana
El inicio de esta fase permitirá que la próxima semana se instalen ya los suelos y comiencen los trabajos de suministro de energía eléctrica. Con estos trabajos en marcha, los hospitales podrán tener las primeras camas disponibles la próxima semana. El objetivo es que, a finales de la Semana Santa, los tres hospitales puedan funcionar completamente con hasta 1.100 camas extras.
El calendario previsto para la instalación y funcionamiento de estos tres hospitales auxiliares de campaña ha sufrido algunos retrasos debido a las intensas lluvias registradas en los últimos días. Las precipitaciones han coincidido, además, con los trabajos iniciales de acondicionamiento de las parcelas, sin los cuales no se pueden abordar trabajos posteriores (como el montaje de módulos, la colocación de suelos la instalación de camas, etc.).
La consellera ha recordado que estas instalaciones podrán albergar, si fuera necesario, futuros pacientes afectados por COVID-19 en próximas oleadas de la pandemia a lo largo de este año. De esta manera, los hospitales de campaña permitirán "descongestionar la carga diaria de los hospitales en este momento, pero también más adelante, lo que nos permitirá adelantarnos a escenarios futuros".

No hay comentarios:

Publicar un comentario