martes, 7 de enero de 2020

La N-330 entre Utiel y Sinarcas, décima carretera más peligrosa de España


+ TURIA | Los 22,5 kilómetros que comunican Utiel y Sinarcas padecieron cinco accidentes mortales y/o graves entre 2016 y 2018
La Comunitat Valenciana tiene un tramo de carretera entre los diez primeros con más riesgo de accidentalidad de toda España, según el último Estudio EuroRAP («road assessment programme»), un consorcio formado por administraciones públicas de toda Europa y 19 automóviles clubes europeos que representan a 35 millones de conductores.

Tal como detalla el diario Levante, el tramo de carretera valenciano que ostenta el dudoso «honor» de ser el décimo tramo con más riesgo de accidentalidad de España es la carretera que une Utiel con Sinarcas (comarca de Requena-Utiel). Se trata de 22,5 kilómetros de la N-330, con una intensidad media diaria (IMD) de 2.227 que el estudio EuroRAP califica en el apartado de «riesgo muy elevado», 89,5% de probabilidades, con una media de 1,7 accidentes anuales.
El tramo más peligroso de toda España se encuentra en la provincia de Ourense, en la N-541, entre las poblaciones de Dacon y Almuzara. De hecho Galicia (3) es la comunidad con más tramos peligrosos de toda España, seguida de Cataluña (2) y el resto se encuentran en Castilla-La Mancha, Castilla-León y el de la Comunitat Valenciana.
Los 22,5 kilómetros que comunican Utiel y Sinarcas padecieron cinco accidentes mortales y/o graves con un fallecido y siete heridos graves entre 2016 y 2018, según la estadística recopilada por EuroRAP. En esta misma clasificación se encuentran otras tres carreteras valencianas, aunque con menor porcentaje estadístico de peligrosidad. En trigésimo primera posición se encuentra la N-238 de acceso a Vinaròs (Baix Maestrat), con una IMD de 4.414 vehículos, que ha registrado tres accidentes con una víctima mortal y dos heridos graves entre 2016 y 2018, por lo que EuroRAP le adjudica un índice de riesgo del 69,7%. En la posición 48ª con un índice de peligrosidad del 58,7% se encuentran los diez kilómetros de la N-332 entre Sueca y Favara (Ribera Baixa), que de 2016 a 2018 ha registrado diez accidentes graves con cuatro fallecidos y seis heridos graves. La elevada intensidad de este tramo de la N-332, 15.102 vehículos diarios antes de que se liberara la AP-7, aconsejó ejecutar una variante para dar continuidad a la A-38, la variante de Sueca, que puso fin al paso del tráfico por el interior de este municipio de la Ribera Baixa. | LEER NOTICIA COMPLETA |  

No hay comentarios:

Publicar un comentario