domingo, 27 de octubre de 2019

‘Pablo’ pasa de ciclón tropical a huracán de categoría 1 a la altura de Galicia


+ TURIA | Supone un hito histórico porque se trata del ciclón que ha realizado la transición a huracán más al este del Atlántico desde que existen registros | No afectará gravemente a la Península ya que tomará dirección norte
El ciclón Pablo acaba de dar un nuevo giro inesperado y, a estas horas, ya representa un caso inédito que la comunidad científica tendrá que analizar con detalle en las próximas horas.

El pasado viernes, tal como detalla La Voz de Galicia, era una borrasca convencional situada al oeste de las Azores que impulsaba aire cálido hacia Galicia. Sin que nadie lo esperase, se transformó en un ciclón tropical al encontrarse con aguas más calientes de lo habitual y poca cizalladura en esa zona del océano (vientos que soplan en las capas altas de la atmósfera).
Durante su ascenso hacia el Atlántico norte tendría que haber perdido la condición propia de un sistema de bajas presiones tropical, como el ojo por ejemplo, al encontrarse con aguas más frías y una cizalladura intensa, que es precisamente lo que evita que se pueden formar en las latitudes medias. Sin embargo, no solo no ha perdido fuerza sino que hace unas horas el Centro Nacional de Huracanes acaba de informar que se ha convertido en un huracán de categoría 1 al oeste de Galicia.
El caso de Pablo supone un hito histórico porque se trata del ciclón que ha realizado la transición a huracán más al este del Atlántico desde que existen registros. Y lo más sorprendente es que no lo ha hecho en la parte tropical del Atlántico sino a unos 700 kilómetros de la costa gallega, donde las condiciones son muy hostiles para este tipo de fenómenos atmosféricos, tanto para su nacimiento como su desarrollo.
El anticiclón de las Azores sobre la Península evita que podamos notar los efectos de forma directa, aunque ha favorecido las altas temperaturas de este fin de semana, con máximas que han estado por encima de los 25 grados. Este lunes, las lluvias asociadas a Pablo llegarán a Galicia, aunque serán débiles. Y salvo sorpresa, seguirá su ascenso y acabará deshaciéndose a la altura de Irlanda.
Según el ultimo boletín del Centro Nacional de Huracanes (NHC) de Estados Unidos, Pablo se encontraba a las 11.00 hora local (15.00 GMT) a 865 kilómetros al noreste de la base aérea de Lajes, en el archipiélago de las Azores. Los meteorólogos de este organismo, con sede en Miami, prevén que en las próximas horas avance con rumbo noreste y presente una disminución en la velocidad.




No hay comentarios:

Publicar un comentario