miércoles, 19 de junio de 2019

La Comunidad de Regantes de Llíria acometerá la segunda fase de las obras de modernización del regadío


+ TURIA | El alcalde Manolo Civera ha asistido a la firma del convenio entre la SEIASA y la entidad edetana para ejecutar este proyecto con una inversión de 1 millón de euros
La segunda fase de las obras de modernización de las infraestructuras de regadío de la Comunidad de Regantes de Llíria se podrá llevar adelante gracias al convenio que la entidad ha firmado con la Sociedad Mercantil Estatal de Infraestructuras Agrarias (SEIASA), en el marco del Programa Nacional de Desarrollo Rural 2014-2020.

En la rúbrica del acuerdo, celebrada hoy en la sede de la Delegación del Gobierno, han participado el presidente de la SEIASA, Alejandro Alfonso, y el presidente de la Comunidad de Regantes de Llíria, José Alfonso Soria. El acto ha contado también con la presencia del alcalde de Llíria, Manolo Civera, y del delegado del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Juan Carlos Fulgencio.
Posteriormente, se han trasladado al término de la capital del Camp de Túria para visitar las obras que se realizarán. En este sentido, el alcalde Manolo Civera ha valorado “de forma muy positiva estas ayudas que recibirán nuestros agricultores porque contribuyen a la modernización del sector y potencian su actividad desde un desarrollo rural sostenible con el medio ambiente”.
Mediante este convenio, se regula la financiación, construcción y explotación de los regadíos del canal principal del Camp de Túria. El proyecto contempla el acondicionamiento de la balsa IV de la Comunidad de Regantes, que tendrá como consecuencia una mejora en la explotación. Además, se acometerá la construcción de un by-pass sobre la conducción de llenado de la balsa, con el objetivo de aumentar la eficiencia energética de los regantes edetanos.
El proyecto cuenta con un presupuesto de 1.044.299 euros, cofinanciado por los fondos FEADER, que aportarán el 47.07% del total, la Sociedad Estatal de Infrestructuras Agrarias, que sufraga un 20.5% de la intervención, y la Comunidad de Regantes de Llíria, que cubre el 32.43% restante.
Esta segunda fase de las obras de modernización del regadío de Llíria beneficiarán a un total de 1.825 regantes y afectarán a una superficie de 3.950 hectáreas del término municipal.


No hay comentarios:

Publicar un comentario