lunes, 11 de marzo de 2019

El Consorcio Provincial de Bomberos enseña a los niños los riesgos del material pirotécnico


+ TURIA | El proyecto ‘Bombers a l´Escola’ ha llegado ya este curso a 100 centros escolares de toda provincia de Valencia y 6.200 niños
El Consorcio Provincial de Bomberos de València (CPBV) está intensificando estos días la tarea de prevención a los menores sobre material pirotécnico. A través de su programa ‘Bombers a l’Escola, que acude a los colegios para darlos consejos para evitar incendios, las charlas se centran durante marzo en los riesgos del petardos.

“La prevención en los más pequeños es crucial siempre. Por eso, desde el Consorcio les hablamos del que tienen que hacer para disfrutar de forma segura de la fiesta dándolos consejos y alertándolos de los riesgos”, ha explicado el presidente del Consorcio, Josep Bort, desde el CEIP Ausiàs March de Rafelcofer.
Además, hoy se ha presentado un nuevo material que se libra a los alumnos en las visitas y que pretende reforzar la información trasladada en las charlas. Se trata de un cómic que se reparte entre los niños y niñas y que pretende llegar al corazón de los escolares uniendo emoción y conocimiento, base de cualquiera aprendizaje significativo.
El cómic también incluye consejos como que no se tienen que guardar los petardos en los bolsillos ni volver a encender uno que no haya explotado. Además se recuerda que no se tienen que lanzar petardos a menos de 500 metros de zonas boscosas.
Esta es la segunda edición de ‘Bombers a la Escola’, un programa organizado por el Consorcio con la colaboración de la Consellería de Educación. A lo largo de este curso escolar 2018/2019 ya hemos ido además de 100 centros escolar de toda provincia de Valencia y ha llegado además de 6.200 niños y niñas. “El primer año llegamos además de 2.200 alumnos y arrancamos esta segunda edición con las expectativas de conseguir llegar a los 6.00 alumnos, una cifra que ya hemos superado y todavía no estamos a junio. La implicación con este proyecto es total”, ha afirmado Bort.
Estas charlas están dirigidas a escolares de entre 8 y 12 años, de 3°, 4°, 5° y 6° de Primaria. Cada visita tiene una duración de una hora y media y en ella se imparte una Unidad Didáctica con ideas sencillas para evitar accidentes. También desmentir conceptos erróneos, conocer el comportamiento de las llamas y el humo y como protegerse así como evitar accidentes con el gas, la cocina y los aparatos eléctricos.
El proyecto se apoya en material visual y a partir de ahora con este cómico. ‘Bombers a l’Escola’, que cuenta con el apoyo de la Conselleria de Educación, se enmarca dentro de la campaña global ‘Cap, Cor i Coratge’, que impulsa el Consorcio. Entre los consejos a tener en cuenta, los bomberos transmiten a los niños recomendaciones como que no echen agua en caso de que se queme la comida al fuego, o que si huelen a gas, abran las ventanas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario