martes, 26 de marzo de 2019

Cítricos: se inicia la época de floración con medidas apícolas


+ TURIA | Este periodo finalizará el 31 de mayo y el Consell ha fijado medidas para evitar la polinización cruzada entre plantaciones de cítricos
La Comunitat Valenciana inicia el 25 de marzo la “época de floración” 2019 de cara a los asentamientos apícolas, un periodo que finalizará el 31 de mayo y para el que el Gobierno regional ha fijado medidas para evitar la polinización cruzada entre plantaciones de cítricos.

En un comunicado, fuentes de la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural han apuntado que las medidas apícolas en ese periodo son “de continuidad” respecto a las de 2018 e incluyen sanciones para los productores que usen fitosanitarios no autorizados que provoque mortalidad de abejas.
Tal como informa Valencia Fruits, al igual que en la pasada primavera, el Ejecutivo ha fijado que las colmenas estén a una distancia de al menos cuatro kilómetros de las plantaciones de cítricos y que todos los asentamientos apícolas estén dotados de puntos de agua para las abejas.
Según explica la Consejería, en los años 80 y 90 se plantaron en variedades híbridas de mandarino que provocaron la presencia de semillas en los frutos de otras variedades del grupo que hasta el momento no las producían, con menoscabo de la calidad final de algunas variedades y repercusión comercial negativa.
“Por ello se estableció la obligación de sacar las colmenas de las zonas citrícolas”, han apuntado antes de añadir que “desde las primeras decisiones, se han producido hechos que permiten avanzar en la normalización de las relaciones entre la citricultura y la apicultura”.
Entre esos hechos ha mencionado la sustitución de algunas variedades híbridas de mandarino por otras que no generan problema de polinización cruzada y la puesta en marcha del Sistema de Información Geográfica (SIG) Citrícola.
“La Administración es consciente de la necesidad de avanzar en la correcta ordenación de ambos sectores y autorizar progresivamente a lo largo de varios ejercicios la actividad apícola en la superficie citrícola”, han añadido.
El pasado 12 de marzo, las organizaciones agrarias Unió de Llauradors, COAG, Asaja Alicante, y Fepac Castellón, aseguraban en un comunicado conjunto que la Generalitat quería “desterrar a las abejas de los campos valencianos”.
Reclamaban al Ejecutivo que “diera un paso adelante” y que “por primera vez en los últimos treinta años dejara de publicar normativas contra la actividad apícola”, ya que “es patente que las abejas no tienen ninguna culpa de la presencia de las semillas en los cítricos”.
A su juicio, la “falta de regulación en las plantaciones” es lo que ha producido problemas y apuntaban a que hay medidas paliativas que no se han tenido en cuenta, como las mallas y favorecer más la reconversión varietal con especies no productoras de semillas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario