sábado, 15 de julio de 2017

El departamento de salud Arnau-Llíria finaliza su primer programa piloto de ejercicio físico supervisado en pacientes con lumbalgia crónica

+ TURIA | En él han participado siete localidades (Alpuente, Gestalgar, Bugarra, Marines, Llíria, Benaguasil y L'Eliana) cuyos ayuntamientos han facilitado el uso de sus instalaciones deportivas
El departamento de salud Valencia Arnau-Lliria ha finalizado con éxito el primer programa piloto de ejercicio físico supervisado puesto en marcha en el Centro de Salud Integrado de Llíria en abril de este año.

Denominado 'Motívate/Actívate', el programa aborda de forma innovadora la práctica del ejercicio físico en pacientes con patologías crónicas. En este primer piloto han sido pacientes con lumbalgia crónica inespecífica. Comenzaron 20 pacientes con problemas de lumbalgia crónica y son 14 pacientes los que han finalizado el tratamiento a través del programa.
La implementación del programa piloto se ha realizado de forma interinstitucional con la colaboración del Ayuntamiento de Lliria, la Mancomunitat del Camp del Turia y el departamento de Fisioterapia de la Universitat de València, junto a los profesionales sanitarios del departamento. En él participa población de entre 40 y 75 años de siete localidades (Alpuente, Gestalgar, Bugarra, Marines, Llíria, Benaguasil y L'Eliana) cuyos ayuntamientos han facilitado el uso de sus instalaciones deportivas.
El objetivo ha sido educar en salud a los pacientes para empoderarles a través de la práctica del ejercicio físico, de una alimentación sana y hábitos de vida saludables para mejorar su calidad de vida y controlar los factores de riesgo de su enfermedad. Fomentar la motivación y la autoconfianza, han sido piezas clave para garantizar el mantenimiento de la actividad física.
Mejora de la musculatura de la zona lumbar
El programa de ejercicios ha perseguido el acondicionamiento y mejora de la musculatura de la zona lumbar en estos pacientes, con objeto de mejorar su calidad de vida, mediante la disminución de dolor y la mejora de su condición física. Dentro de las características del programa planteado, cabe destacar la aplicabilidad tanto por la sencillez de los ejercicios, como por el material empleado para llevarlos a cabo.
El programa contempla varias semanas de ejercicio supervisado, prescritas por el facultativo, que incluyen cuatro sesiones de psicoeducación, dos de ellas relacionadas con aspectos psicológicos. Estos aspectos están vinculados a la motivación para realizar actividad física, así como para modificar las conductas y mantener el ejercicio a lo largo de la vida. En el programa participan médicos, psicólogos, fisioterapeutas y enfermeros del sistema público de salud, y educadores físicos municipales.
Este tipo de actividades en formato grupal, además de los beneficios que reportan por la ejecución de los ejercicios y la psicoeducación, ofrece otros aspectos que se han desarrollado de forma paralela, como la interrelación entre las personas integrantes.
Las personas participantes han mostrado su agradecimiento y expresado los beneficios que ya han experimentado a los dos meses de iniciar el tratamiento supervisado.
El gerente del departamento de salud, Juan Domene, ha expresado el agradecimiento a los profesionales implicados "por su creatividad, la ilusión y motivación que han mostrado; todo ello, ha hecho posible que, esta alternativa terapéutica haya sido una realidad", ha manifestado.
"Hemos comenzado con la lumbalgia crónica, y continuaremos con enfermedades cardíacas, pulmonares, mentales y fibromialgia. Siempre con ejercicios adecuados e individualizados y con la finalidad de empoderar a la población en su autocuidado" concluye Amparo Sánchez, directora de Atención Primaria del Arnau-Llíria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario