lunes, 1 de mayo de 2017

"Cuando los danzantes entramos en la Plaza sentimos el apoyo de todo el pueblo"

+ TURIA | Titaguas trabaja en los últimos trámites para solicitar la declaración como Bien de Interés Cultural para la danza de la Mojiganga
El Centro Social de Titaguas acogió en la mañana de este sábado el acto organizado por el Ayuntamiento de la localidad para poner en valor y dar a conocer los pasos que el consistorio titagüeño está dando de cara a conseguir el reconocimiento como BIC (Bien de Interés Cultural) para la danza de la Mojiganga.

Un encuentro que sirvió además para conectar esta tradición folklórica de Titaguas con el resto de bailes tradicionales de la Comunitat Valenciana, folklore que tuvo su representación con la presencia en esta jornada de destacadas personalidades de este ámbito, como Paco Tamarit, director del Museo de Etnología de Valencia y Oreto Trescolí, concejal de L´Alcudia y una de las mejores expertas en la danza local alcudiana, conocida como 'Els Negrets'. Además, entre el público asistente, destacó la presencia de miembros de la Nova Muixeranga de Algemesí, que quisieron apoyar la "candidatura" de la Mojiganga de Titaguas para su protección integral.
"Tenemos que poner a la Mojiganga en el lugar que le corresponde"
Ramiro Rivera, alcalde de Titaguas, fue el encargado de abrir la jornada, presentando a los ponentes y destacando la importancia de la Mojiganga como un "patrimonio cultural de todos los valencianos" que ha de ocupar "el que le corresponde". A su vez, el primer edil quiso pedir el apoyo de instituciones y especialmente de los vecinos ya que "es fundamental su apoyo y sensibilización" para conseguir el objetivo.
Rivera destacó además el trabajo de Victoria Sánchez, que a través de una Beca Posgrado en Recursos Patrimoniales es quien ha desarrollado la labor recopilatoria y administrativa para iniciar el proceso de petición.
"Cuando los danzantes entramos en la Plaza sentimos el apoyo de todo el pueblo"
Ildefonso García, Maestro de Danza de la Mojiganga de Titaguas, apeló por su parte al trabajo etnológico realizado en la localidad del Alto Turia para la recuperación de esta muestra de folklore, con especial mención al Tío Ángel y al Tío Gerimo cuyo trabajo y memoria fue fundamental durante dos décadas para rescatar del olvido a la Mojiganga.
García hizo hincapié por su parte en la importante de estas danzas valencianas en el contexto nacional, con similitudes en localidades con Burgos, Cetina o Tauste, "donde se bailan danzas similares".
En cuanto a la Mojiganga titagüeña el Maestro local subrayó que la "dificultad técnica de nuestro baile es la danza completa", que dura cerca de las dos horas y en la que "manda la música", una misma música para dos torres, siendo una danza muy estructurada en la que, además no parar, se ha de ir al unísono.
"El ambiente de la gente además en la Plaza es muy impactante. Quizás desde el público no se sienta del mismo modo, pero cuando los danzantes entramos en la plaza notamos una sensación indescriptible de apoyo y admiración de todos los presentes, lo que nos hace sentir muy arropados y es parte de la magia de nuestra danza".
La Mojiganga de Titaguas ha incluido poco a poco con el paso de los tiempos algunas innovaciones, quizás la más importante de ellas, la inclusión de mujeres en la danza desde el año 2009.
Por último Ildefonso García quiso revalidar su compromiso con este folklore local para continuar trabajando e intentando adaptarlo tanto a los nuevos tiempos como a la ortodoxia más pura de la que se tiene constancia. En este sentido, García adelantó que se está trabajando en tocar la música con dulzainas, en lugar de con clarinete tal como se realiza hoy en día.

"El BIC sería el reconocimiento a los que lucharon y luchan por mantener viva la Mojiganga"
Victoria Sánchez, técnica del Ayuntamiento de Titaguas que trabaja en estos momentos a través de una Beca Posgrado para el Desarrollo Local a través de los Recursos Patrimoniales, es quien está trabajando a nivel interno para crear la ficha de catalogación que será elevada para la petición de la declaración como BIC para la Mojiganga.
Victoria realizó un rápido repaso por el trabajo realizado hasta la fecha, consistente en la recopilación de toda la documentación, escrita, oral y audiovisual, de la danza titagüeña.
Un expediente que estará listo durante este mes de mayo para ser incoado a la Conselleria y esperar una resolución positiva. Mientras tanto, se están recogiendo firmas para conseguir el mayor apoyo e institucional posible.
"Tras la consecución de la declaración como Bien de Relevancia Local en enero de 2012, la elevación a Bien de Interés Cultural sería el reconocimiento a todos los que lucharon y siguen luchando por mantener viva y recuperar la Mojiganga".
"El patrimonio inmaterial es del pueblo"
"Debemos establecer alianzas y complicidades". Con esta frase rotunda quiso dar inicio a su exposición el Director del Museo de Etnología de Valencia, Francisco Tamarit, que por un lado quiso presentar el audiovisual creado desde el ente provincial como marca promocional de la Mojiganga para hacer a continuación un rápido repaso por los BIC que existen actualmente en la Comunitat y los pasos que hay que llevar a cabo para conseguir una declaración de este tipo.
Una ley para la protección del patrimonio a la que en palabras del propio Tamarit "le quedan muchos conceptos que aclarar" y cuyos conceptos abstractos han hecho que "el patrimonio valenciano no esté bien representado según los BICs concedidos".
"El patrimonio inmaterial es del pueblo", sentenció, "y a él le corresponde su salvaguarda. A las instituciones nos corresponde ayudar a su protección e intentar seguir unos criterios fiables y lógicos que ayuden a determinar qué es BIC o no".
Criterios que pasan por 14 puntos que la comisión de la Generalitat valora en caso de una petición de este tipo. Valoraciones como el protagonismo de la comunidad, el peligro inminente de desaparición, la especificidad, la continuidad en el tiempo, las formas de transmisión o la marcas especiales propias forman parte del heterogéneo corpus de criterios que serán valorados para la declaración de la Mojiganga como Bien de Interés Cultural. "Y que la Mojiganga de Titaguas sin duda merece".
"No debemos quedarnos tan solo en la espectacularidad de las torres humanas"
Oreto Trescolí, concejala de Fiestas, Turismo y Tradiciones del Ayuntamiento de L´Alcudia, licenciada en Historia del Arte y una de las grandes conocedoras de los bailes tradicionales valencianos, acercó hasta Titaguas una danza "hermana" de la Mojiganga: el Ball dels Negrets.

Trescolí quiso poner el acento en la importancia de sentir estas danzas "como algo propio" y valorarlas como se merecen. "En ocasiones, en nuestro pueblo sucedió hace unos años, se tienen estos bailes en baja estima y ese es el primer paso para su desaparición".
Unos bailes en los que "no debemos quedarnos simplemente con la espectacularidad de las torres humanas, por las que se han hecho conocidos, ya que las torres sin el baile anterior no tienen sentido y estarían sacadas de contexto".
Trescolí hizo un repaso visual por alguno de los pasos más importantes de Els Negrets, conocidos así por llevar los danzantes las caras pintadas con tizne negro. Una danza mímica, burlesca… que ya fue sacada en su momento de su contexto, como era la procesión religiosa a la Mare de Deu del Loreto cada mes de septiembre y de la que se tienen referencia, junto al resto de bailes valencianos (conocidos a veces como los Bailes de la Campana) desde el siglo XVII.
La edil de L´Alcudia quiso terminar mostrando su más "firme apoyo" a la candidatura de la Mojiganga de Titaguas como Bien de Interés Cultural ya que "efectivamente es un baile de todos los valencianos, no solo de Titaguas".

No hay comentarios:

Publicar un comentario