jueves, 27 de abril de 2017

Técnicos de Tragsa visitan Buseo para analizar el estado de la presa

+ TURIA | El objetivo es emitir un informe que permita elaborar el presupuesto de reparación y puesta en marcha de la infraestructura
Tras el desbordamiento de mediados de marzo con las consecuencias devastadoras para los municipios de Sot de Chera, Gestalgar y Bugarra, el Embalse de Buseo ha subido a la primera plana de las preocupaciones institucionales de la provincia, especialmente de los municipios ubicados en sus cercanías que llevan tiempo exigiendo la modernización de una estructura hídrica que sobrepasa los 100 años.

Fotografías : Alejandro Portero
En este contexto, un equipo de técnicos de Tragsa, junto a Alejandro Portero, alcalde de Chera, se han acercado hasta el lugar para analizar el estado en que se encuentra la presa. Una visita que ha contado con la ayuda de un dron entre otros medios técnicos que permitirá emitir un informe y elaborar un presupuesto de lo que supondrá la reparación y puesta en marcha del embalse.
En palabras Portero, "esperemos que este sea el fin del abandono que ha sufrido durante tantos años y mantengamos nuestro pantano como el recurso turístico principal de Chera sin que suponga un peligro para nuestro vecinos".
El primer edil serrano ha querido además dar las gracias al Director General de la Agencia Valenciana de Seguridad y Respuesta a las Emergencias, José María Ángel Batalla, y a la Secretaria Autonómica de Modelo Económico y Financiación, María José Mira, "por el interés que han tomado y que sin duda conducirá a solucionar los problemas existentes".
Embalse centenario
El embalse de Buseo, ubicado en el término de Chera (a caballo entre las comarcas de Utiel-Requena y la Serranía), contiene las aguas del río Reatillo, a la entrada del desfiladero del Tormagal, en una estrecha garganta de tan solo 17 metros de anchura, y situada quince kilómetros antes de su desembocadura en el río Turia.
Se construyó entre los años 1903 y 1915 en el cauce del río Reatillo sobre una superficie de 60 hectáreas con una capacidad máxima de 7,5 hm³ y tiene una presa de gravedad.
Este embalse pertenece a la Confederación Hidrográfica del Júcar y actualmente su uso es básicamente como atractivo turístico, ya que tiene zonas recreativas y de acampada libre, y para la pesca.
Imagen de la construcción del embalse de Buseo

No hay comentarios:

Publicar un comentario