lunes, 13 de junio de 2016

Principio de acuerdo para determinar la propiedad de los pozos de agua entre La Pobla de Vallbona, Benissanó y Llíria

+ TURIA | Las empresas concesionarias llevan en procesos judiciales desde hace más de 15 años
Los alcaldes de la Pobla de Vallbona, Benissanó y Llíria se han reunido para dar solución al conflicto por la propiedad de las instalaciones de abastecimiento de agua potable de los tres municipios. Un problema que se viene arrastrando desde hace década y que se quiere desactiva lo antes posible.
Actualmente existe un conflicto sobre la propiedad de los activos (pozos, cánones, depósitos, instalaciones, etc.) entre las empresas concesionarias del servicio de agua potable (Hidraqua y Aqualia). Un problema que ha llegado a judicializarse y que aún arrastra pleitos debido a la interpretación de la sentencia dictada en 2007.
Durante la reunión entre el alcalde de La Pobla de Vallbona, Josep Vicent Garcia; la alcaldesa de Benissanó, Amparo Navarro y el primer edil de Llíria, Manuel Civera, se ha coincidido en que la solución es factible y que pasaría por separar las instalaciones de cada empresa concesionaria, lo que también significaría desactivar los pleitos que aún están en marcha.
Los tres alcaldes han apostado por poner a este problema lo más pronto posible ya que "los vecinos no se merecen una situación de conflicto en una cuestión tan importante como es el agua porque el que siempre acaba perdiendo es el consumidor. En la factura del agua cada ciudadano paga no solo el agua que consume sino el mantenimiento, reinversiones necesarias, etc y cuando hay un conflicto sobre a quien pertenecen las instalaciones repercute en estos servicios".
El problema entre las empresas concesionarias del servicio de agua potable por la propiedad de las instalaciones se va a llevar ante los jueces hace más de 15 años. Sin embargo la sentencia judicial aún no ha resuelto algunas cuestiones como la propiedad de las instalaciones de abastecimiento.
Cuando la concesión firmada en cada municipio finalice, los pozos y redes de agua potable pasar a ser del Ayuntamiento y no de la empresa que se ha encargado de la gestión. De aquí la importancia de resolver lo antes posible qué instalaciones pertenecen a cada municipio y adelantarse así a los problemas que se podrían ocasiones a medio plazo.



¿TE GUSTA?

No hay comentarios:

Publicar un comentario