miércoles, 29 de abril de 2020

Las aguas residuales de Valencia ya contenían COVID-19 en febrero

+ TURIA | Una investigación del CSIC y de la Universidad de Valencia ha detectado presencia de coronavirus en muestras recogidas desde el día 12 de ese mes en la ciudad 
El coronavirus ya circulaba por España antes de lo que se pensaba. Es lo que ha demostrado una investigación del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y de la Universidad de Valencia tras realizar un estudio de las aguas residuales de la ciudad del Turia.

En ellas han encontrado presencia de la COVID-19 en muestras recogidas desde el pasado 12 de febrero, fecha en la que las autoridades sanitarias aún no habían detectado una expansión del virus que posteriormente ha causado estragos en todo el país.
Este trabajo confirma el realizado por investigadores del Instituto de Salud Carlos III, quienes concluyeron que la enfermedad ya circulaba por España a mediados de febrero. El estudio de este organismo descartó además que hubiese existido un paciente cero. Los primeros casos positivos confirmados en la península por el Ministerio de Sanidad no tuvieron lugar hasta el día 25 del mismo mes, aunque el coronavirus ya había llegado antes a España según han desvelado estas dos investigaciones.
Los científicos del CSIC y de la Universidad de Valencia han basado su labor a partir de un sistema de análisis molecular que permite conocer si hay presencia de coronavirus en las aguas residuales de un territorio concreto. Por ello, estos expertos consideran que se trata de una herramienta de vigilancia epidemiológica y que puede ser empleada en el futuro para detectar posibles rebrotes de la pandemia.
Este método ya había sido probado con anterioridad en seis depuradoras de Murcia y en tres de Valencia por este grupo de investigadores, que concluyeron que los tratamientos de desinfección en las depuradoras son eficaces a la hora de lograr la eliminación del virus.

No hay comentarios:

Publicar un comentario