jueves, 7 de septiembre de 2017

Una tormenta con pedrisco daña 700 hectáreas de viña, olivos y almendros la comarca de Utiel-Requena

+ TURIA | "En las parcelas de viña menos dañadas la piedra se ha llevado el 10 % de la cosecha de uva para vino y en las más afectadas la práctica totalidad de la producción"
Unas 700 hectáreas de viña, olivos y almendros, en el término municipal de Venta del Moro, en la comarca Requena-Utiel resultaron seriamente dañadas por una tormenta con pedrisco registrada en la tarde de ayer, según declaro a Levante–EMV, Luis Javier Navarro, de la ejecutiva de ámbito autonómico de la Unió de Llauradors.

Este dirigente agrario afirmó que «en las parcelas de viña menos dañadas la piedra se ha llevado el 10 % de la cosecha de uva para vino y en las más afectadas la práctica totalidad de la producción». La zona más dañada se localiza en torno a las pedanías venturreñas de Casas de Moya y Casas del Rey, según Navarro.
La tormenta también produjo daños en menor medida «en algunas zonas del municipio de Villargordo del Cabriel», comentó Navarro.
Los viticultores se mostraron indignados, porque el fenómeno atmosférico se ha producido cuando no se había vendimiado, ni siquiera, el 5 % de la superficie de viña existente en la zona afectada.
Los daños también han sido cuantiosos en olivos y almendros y, además, el huracán que acompañaba al fenómeno «ha arrancado ramas en muchos almendros», agregó Navarro. Según la Agencia Estatal de Meteorología, la precipitación acumulada en la zona fue de 3.0 mm hasta las 21.30 horas de anoche. LEER NOTICIA COMPLETA

No hay comentarios:

Publicar un comentario