martes, 22 de marzo de 2016

Chopos, procesiones, plegarias… y campanas

+ TURIA | Castielfabib volverá a ofrecer una de las Semana Santas más espectaculares de la región con el volteo humano de campanas el Domingo de Resurrección
Castielfabib pondrá en marcha un año más su maquinaria tradicional y ofrecerá a vecinos y turistas uno de los espectáculos más impresionantes de la Semana Santa en la región. (Fotografía : Irene Aguilar)

Una tradición que hunde sus raíces en el tiempo y que pone a este pequeño municipio del Rincón de Ademuz en el mapa festivo nacional. Será durante la mañana del Domingo de Resurrección cuando los 'volteadores' vuelvan a aferrarse al yugo de la 'Guillermina', en el campanario de la iglesia de Nuestra Señora de los Ángeles para ofrecer un tributo a la historia local.
Actos de Semana Santa que, no obstante, tienen su arraigo centenario más allá del volteo y que se inician en la tarde del viernes con la recogida de los chopos y la procesión nocturna del Entierro del Señor. A las 17:00 h. del sábado se procederá a la Plantá de los chopos para finalizar a medianoche con una verbena.
Día grande para la jornada del domingo, amanecida con el Canto de la Aurora, el Encuentro y las Cortesías y el volteo de campanas. Seguirá la Misa de Resurrección y el chocolate popular para recuperar fuerzas.
La voz del pueblo desde lo alto
Tal como explican en Valencia Turisme, la tradición del volteo de campanas consiste en que los mozos del pueblo se aferren al yugo de la campana de la iglesia de Nuestra Señora de los Ángeles para ser volteados junto a ellas. Algunos lo denominan un ‘bautismo al aire’. Para ello tienen que proteger bien la cabeza y utilizar toda la fuerza de sus manos y pies para sujetarse bien a la campana, que recibe el nombre de Guillermina y fue construida en el año 1673.
Se trata de una costumbre popular que, aunque muy arraigada, no se sabe con total certeza cuál es su origen, pues tan sólo se han encontrado documentos que remiten al siglo pasado y, sin embargo, la creencia popular transmitida de generación en generación afirma que proviene de la época medieval.



¿TE GUSTA?

No hay comentarios:

Publicar un comentario